EL OBISPO RAFAEL ZORNOZA CALIFICA EL PARO COMO “CÁNCER TERRIBLE DE NUESTRA SOCIEDAD”

DIARIO DE CÁDIZ

INICIO

Página web de la diócesis de Cádiz y Ceuta

El obispo de Cádiz y Ceuta Rafael Zornoza ha hecho público un mensaje de Cuaresma en el que urge a la caridad ante la altísima cifra oficial de parados en España, cuyo índice es aún mayor en nuestra tierra, y los pronósticos de futuro no son nada halagüeños. 

El prelado califica el paro como “cáncer terrible de nuestra sociedad” y señala que no es un mal cualquiera, “porque, además del hambre y de la miseria, de las humillaciones y frustraciones, de las crisis familiares , o de las desesperanzas que produce, hiere a nuestros hermanos en lo más profundo de su dignidad humana”.

Tras afirmar que nadie puede sentirse espectador desde fuera ante el paro, monseñor Zornoza recuerda las palabras del Papa Benedicto XVI en su mensaje para la Cuaresma, en el que señala que “hoy Dios nos sigue pidiendo que seamos guardianes de nuestros hermanos”.

Asimismo apunta que “la caridad es el amor de Cristo acogido y vivido por nosotros, discípulos del Señor, que crea necesariamente una cultura nueva” y añade que “la crisis actual, enraizada en un profunda crisis moral y de valores, pone de manifiesto la miseria de una cultura basada sólo en la técnica y la simple política, es decir el absolutismo de la técnica que pone en entredicho el progreso, entendido como simple riqueza y poder, y que puede volverse contra el hombre”.

Por ello resalta que “los que conocemos la caridad de Cristo estamos llamados a un servicio constructivo que genera un progreso verdaderamente humano, que reclama la centralidad de la persona, de su razón y de su libertad, ordenando rectamente las realidades humanas”.

Como propuestas concretas el obispo diocesano dice que “debemos intentar que cada Cáritas parroquial sea la expresión y el reflejo de la comunidad cristiana que ama y responde organizadamente a las necesidades más próximas con la comunicación cristiana de todos”.

Igualmente y como aportación personal afirma que: “Os propongo una bella tradición que he encontrado entre vosotros al llegar a nuestra querida diócesis. Desde el Miércoles de Ceniza se reparte en las parroquias una hucha a cada fiel de modo que durante la Cuaresma puede ir acumulando el fruto de sus ayunos y privaciones y dar, juntos, como ofrenda, el Jueves Santo, día del amor fraterno”.

Asimismo exhorta a vivir este año esa eficiente tradición y añadir, en la medida de las posibilidades de cada uno, la ofrenda del diezmo, de modo que una parte del sueldo del mes pueda entregarse en solidaridad con aquellos que no lo pueden recibir por la falta de oportunidad para ganarlo, un gesto testimonial de la caridad al que invita especialmente a los sacerdotes.

Finalmente cita el misterio de la Muerte y Resurrección de Cristo, “que siendo rico se hizo pobre para enriquecernos a todos”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s